Automatización colaborativa … no es sólo para robots

La fabricación se compone de cientos de operaciones discretas. Algunas son repetitivas, mientras que otras son más diversas. Las tareas repetitivas son ideales para la automatización, mientras que las tareas diversas requieren de más flexibilidad. Y mientras que la automatización puede ser extremadamente flexible, esto conlleva una inversión inicial alta y un tiempo de puesta en marcha significativo. ¿La alternativa? ¡La gente!

Los seres humanos tienen una capacidad inigualable de adaptarse a un entorno de producción diverso y flexible. Pueden ser productivos de manera relativamente rápida con una orientación adecuada y sin una inversión inicial elevada.

Pero como todos sabemos, “errar es de humanos” y éste es uno de los mayores problemas con las operaciones manuales. La gente necesita un poco de orientación de vez en cuando. La colaboración no es sólo para los robots; también es para sistemas completos de automatización.

La automatización colaborativa es más importante en el punto de utilización, donde seres humanos están realizando operaciones críticas. Algunas de esas operaciones comunes incluyen:

  • Ensamble manual para operaciones de bajo volumen o altamente flexibles.
  • Entrega de materias primas en el punto de utilización.
  • Ensamble de kits para operación final.
  • Configuración del equipo y cambios de formato.
  • Mantenimiento y calibración de equipos.

Todas estas funciones se pueden realizar sin errores y con poca capacitación simplemente guiando a las personas dentro de su área de trabajo actual, también conocida como su punto de utilización. Este tipo de función ajustada proporciona orientación del tipo “manos libres” por medio de dispositivos de indicación conectados directamente a su sistema de automatización, lo que permite a los trabajadores concentrarse en la tarea en cuestión en lugar de buscar instrucciones en otros lugares.

Con la tecnología de IO-Link, los dispositivos de indicación inteligente ahora pueden mostrar mucha más información a todas las personas involucradas en tareas de producción específicas. La automatización tiene una conexión inmediata y directa con las personas que son tan vitales.

Por ejemplo, en una celda de soldadura alimentada manualmente, los indicadores inteligentes no solo pueden indicar que la pieza está cargada correctamente, sino también si la pieza está desalineada (que se muestra aquí con el indicador rojo) o si hay algún problema con alguno de los componentes de automatización, como una pinza neumática atascada.

Una celda de soldadura alimentada manualmente con indicadores inteligentes no solo puede indicar que la pieza está cargada correctamente, sino también si la pieza está desalineada (que se muestra con el indicador rojo) o que hay algo mal con uno de los componentes de automatización como una pinza neumática atorada.

Aún mejor, con la tecnología IIoT, se pueden analizar las tendencias para determinar si el dispositivo/herramienta podría optimizarse para la producción o para identificar puntos de falla comunes. Todo esto lleva a una colaboración más estrecha con las operaciones, el personal de mantenimiento y los supervisores de producción.

Una estación de preparación de kits, a veces conocida como un supermercado, es otra aplicación ideal para los indicadores inteligentes. No solo pueden guiar a un solo operador a la parte que se desea extraer, sino que también pueden guiar a múltiples operadores al mismo tiempo. Además, los indicadores inteligentes pueden informar sobre la selección incorrecta de un contenedor, posibles opciones de contenedor (un contenedor físico cerrado), información direccional y niveles de inventario. Y nuevamente, con la tecnología IIoT, se pueden analizar las tendencias para determinar la distribución adecuada, el rendimiento individual del personal y el rendimiento del sistema. El sistema de automatización colabora con operaciones, conductores de montacargas y supervisores de producción.

Una estación de preparación de kits tradicional, a veces conocida como un supermercado, con indicadores inteligentes para guiar a los operadores hacia la parte que se pretende extraer.

Entonces, echa un vistazo y ve lo que puede hacer un sistema de automatización colaborativo que utiliza indicadores inteligentes para tus operaciones manuales.
Te sorprenderás.

Esta entrada fue publicada en Internet industrial de las cosas y etiquetada , , , , , , . Enlace permanente.

Comenta aquí