Aumento de la productividad en el proceso de moldeo por inyección

Parte del cálculo de la productividad en un proceso de moldeo por inyección es determinar la cantidad máxima de artículos que podría producir si todo funcionara a la perfección. Desafortunadamente, “todo funciona perfectamente” no es algo que se vea a menudo en la manufactura. Pero ¿Cómo puedes acercarte a tu número ideal? Y esta respuesta radica en un pequeño sensor que puede monitorear las condiciones ambientales vitales para tu operación. Con él, puedes reducir el tiempo de inactividad de tu máquina y la cantidad de chatarra que produce.

Los sensores de monitoreo de condición parecen estar tomando por completo el mundo de la automatización. Estos sensores toman en cuenta varias mediciones que incluyen temperatura, presión ambiental, humedad relativa y vibración. Informan los datos de forma digital, lo que facilita el seguimiento del rendimiento. Lo que solía requerir varios sensores ahora requiere solo uno.

Monitorear la humedad en el proceso de secado de gránulos de plástico

Siguiendo el proceso de moldeo por inyección de plástico de principio a fin, podemos ver la utilidad de este sensor. Los gránulos de plástico deben secarse antes de entrar en la máquina. Si el nivel de humedad es demasiado alto, puede hacer que aparezcan marcas en el producto final, que luego debe desecharse. Esto puede resultar costoso y prolongar los plazos de entrega si no se detecta a tiempo. El sensor de monitoreo de condición puede rastrear la humedad ambiental para que pueda detener ese problema antes de que genere desechos y aumente los gastos generales.

Monitorear la temperatura en el proceso de moldeo por inyección

Una de las mayores variables de cualquier proceso de moldeo por inyección es la temperatura. Algunos problemas comunes relacionados con la temperatura en el moldeo por inyección incluyen ampollas, marcas de quemaduras, degradación del polímero utilizado, fibrosidad y deformaciones. Estos son causados por variaciones de temperatura que hacen que la resina esté demasiado caliente o fría. Los sensores de monitoreo de condición pueden detectar cambios de temperatura para evitar que los productos tengan que ser desechados.

Monitorear la vibración para detectar desgaste mecánico

Está claro que los sensores de monitoreo de condición pueden medir de manera útil los factores ambientales, pero ¿qué pasa con el desgaste mecánico? Los sensores de vibración pueden monitorear el desgaste mecánico en cojinetes, accionamientos lineales, cajas de engranajes y mucho más al trazar los datos de vibración. Es incluso más efectivo si miden la vibración en más de un eje para que pueda ver la dirección de la vibración y no solo la cantidad total. De esta manera, puede ser proactivo y planificar su mantenimiento con anticipación en lugar de estar en un estado reactivo constante, tratando de solucionar los problemas a medida que surgen. Al utilizar los datos de vibración recopilados por un sensor de monitoreo de condición, puedes evitar las costosas consecuencias de un tiempo de inactividad no programado.

En conclusión, hay muchas aplicaciones diferentes para las que los sensores de monitoreo de condición se pueden usar en operaciones de moldeo por inyección. Al realizar un seguimiento de una variedad de mediciones diferentes, incluidas la vibración, la temperatura y la humedad, podrás mejorar la eficiencia y la productividad de toda tu operación mediante el uso de este sensor compacto. Proporcionar una solución de bajo costo para que pueda reducir el desperdicio que está recortando tus ganancias. Y reducir la cantidad de tiempo de inactividad que causa tantos dolores de cabeza innecesarios.

Esta entrada fue publicada en Sensores capacitivos, Sensores de presión y etiquetada , , , . Enlace permanente.

Comenta aquí